Venecia es la ciudad romántica por excelencia, un destino que muchos tienen como una visita obligada en algún momento de sus vidas. La leyenda urbana dice que se está hundiendo poco a poco… y con ese argumento cada año la visitan hordas de turistas, convencidos de que puede ser la última oportunidad que tengan.

Cierto es que Venecia se encuentra cada año un poquito más por debajo del nivel del agua, pero no parece haber signos de que su hundimiento sea algo inminente. Así que, si nos decidimos a visitarla, que sea porque realmente queramos contemplar la belleza de sus puentes, dar un paso en una de sus evocadoras góndolas y disfrutar del hermoso claroscuro que se derrama sobre sus canalones al atardecer. No cabe duda de que es uno de los viajes más interesantes que podemos hacer en Europa.

Venecia

Lo primero que debemos hacer, antes incluso que buscar un viaje, es procurarnos un listado de hoteles para reservar en Venecia. Como toda ciudad italiana, eso sí, no es barata. Si nos descuidamos podemos vernos envueltos en un alojamiento que no nos deje dinero para disfrutar del resto del viaje, por lo que ésta debe ser la primera elección y la más importante. Una vez estemos seguros de que tenemos opciones para alojarnos sin quedarnos secos, entonces es cuando podemos empezar a mirar el vuelo.

En cuanto a los monumentos que ver en Venecia, destacan la Plaza de San Marcos y la Basílica de San Marcos, dos obras erigidas respectivamente en los siglos IX y X en homenaje al patrón de la ciudad. Con el tiempo, especialmente en la segunda, se fueron añadiendo nuevos elementos arquitectónicos que dan como resultado un crisol de estilos en el que quedan reflejados los cambios artísticos de los últimos siglos.

Venecia

El Palacio Ducal, residencia habitual del regente o dux de la ciudad, y la Casa de Goldoni son dos de los edificios dedicados a la nobleza con mayor relevancia y valor artístico que tenemos en Venecia.

Etiquetas: , , , , , , , , , ,