En la ciudad de Praga, Capital de la República Checa, fue el rey Ladislao IIquien  fundó el primer monasterio de los monjes de la orden premonstratense en 1140, que fue destruido por un incendio en 1258. Las guerras de los siglos posteriores también dejaron su huella y, como consecuencia, ha quedado muy poco del edificio románico original.

Hoy, el monasterio es en su mayor parte de estilo barroco, aunque contiene elementos del gótico temprano y del Renacimiento. Sólo la iglesia de Santa María, también conocida como iglesia de Nuestra Señora, conserva rastros visibles de románico original.

El monasterio estuvo funcionando hasta 1952. Tras la disolución e todas las órdenes religiosas de Checoslovaquia durante el régimen comunista fue declarado Museo de Literatura, abriéndose al público el 8 de mayo de 1953.

Este es uno de los tantos lugares históricos y bellísimos que posee Praga para que el turista en República Checa no deje de recorrer y de maravillarse.

Etiquetas: