Declarada de interés turístico internacional, la Semana Santa de Zamora es una de las más importantes de España y atrae a miles de turistas deseosos de contemplar las celebraciones y disfrutar de la ciudad. Esta festividad se ha transformado en el acontecimiento cultural y social más importante de la ciudad.

Desde el viernes santo hasta el domingo de resurrección diecisiete cofradías tienen lugar a lo largo de las calles de Zamora. Uno de los momentos más esperados es el Juramento al Silencio cuando la alcaldesa ofrece el silencio a la ciudad ante la mirada de todos los cofrades. A su vez, se vive con mucha emoción la noche del miércoles Santo cuando los cofrades de Las Capas Pardas recorren las calles con sus faroles dando vida a una de las procesiones más espectaculares.

Pero más allá de la particularidad de cada procesión, todas contribuyen con sus vestimentas, imágenes y costumbres, y propician un acontecimiento único para el cual los habitantes de Zamora se preparan a lo largo de todo el año. Cada detalle de la celebración, desde las velas, las luces, la música hasta las medallas cobra mucha importancia, convirtiéndose en un ritual imperdible para que el viajero pueda conectarse con el sentimiento que despierta esta festividad en pueblo de Zamora.

Es casi una obligación la visita al Museo de Semana Santa, situado en el casco románico de la ciudad, donde se pueden vivir 37 de los pasos que auspician un relato secuencial de la pasión de Cristo.

La semana santa zamorana es también un momento propicio para degustar su comida tradicional como puede ser una deliciosa y saludable sopa de ajo el viernes santo, unas aceitadas zamoranas o el célebre dos y pingada del domingo de resurrección.

Etiquetas: , , , , , ,