Alemania cuenta con una imponente reserva natural denominada como el Parque Nacional de Harz. Este parque, como su mismo nombre lo dice, se ubica en los Montes de Harz y cuenta con una extensión de 158 kilómetros cuadrados de bosques, laderas y valles, rocas y ríos.

Este lugar es relativamente nuevo para los viajeros ya que fue inaugurado recién en 1994. ¿Le gustaría observar aves como el mirlo, cigüeñas negras, halcones peregrinos, venados, corzos, jabalíes o linces en su hábitat natural? Pues aquí lo puede hacer.

Este destino exótico es ideal para los aventureros pues pueden realizar emocionantes excursiones a través de los senderos que atraviesan en parque así como esquí de fondo. Lo interesante y enigmático del parque es que se condensa una gran cantidad de niebla que junto a los rayos del sol y a la densidad del paisaje le dan un toque especial para las fotografías. Ya verá que sentirá como si estuviera en un cuento de bosques encantados. Le recomendamos 2 rutas en especial la de Goethe y la de Hexenstieg o “Subida de las Brujas” ¿Se da cuenta? Hasta las rutas tienen nombres enigmáticos y seductores. Durante su excursión podrá observa al Brocken. ¿Qué es el Brocken? Pues una montaña de 1,142 metros sobre el nivel del mar, la más alta de la Sierra de Harz. El pico de esta montaña está cubierto de nueve durante los meses de septiembre a mayo. Si usted es un aficionado a la fotografía le recomendamos visitar el lugar durante esta época para tomar fotos postales. Además precisamente el 20 de abril y el 1 de mayo se celebra la fiesta de las brujas, la Noche de Walpurgis que es una famosa festividad que conmemora la transición del invierno a la primavera y se viene celebrando desde la época de los vikingos. La leyenda cuenta que durante esta noche se juntan las brujas de Harz en lo alto del Brocken y realizan allí su reunión anual.

Prosigamos con nuestro camino…¿Una Gruta de Estalactitas? Sí existen alrededor del Parque Nacional de Harz una serie de cavernas y grutas de estalactitas. La más conocida de las cuevas es la de Einhornhöhle o Cueva del Unicornio de Rübeland.

Si después de realizar una larga y reconfortante caminata por la naturaleza le dio hambre, no se preocupe. El Parque Nacional de Harz cuenta con restaurantes que le ofrecerán un menú con lo mejor de la comida típica alemana. ¿Está listo para degustar salchichas y cerveza?

Si no le gusta caminar, ¿por qué no intenta dar un paseo en el Tren de Vapor de Brocken?

Como habrá visto es un destino que no podemos dejar de visitar. Reviva los cuentos que le leyeron sus padres cuando era pequeño!

Ver hoteles en Berlín

Etiquetas: , , , , , , ,