En las montañas del vukomericke gorice, al suroeste de Velika Gorica, se encuentra un abundante patrimonio de arquitectura tradicional de madera.

Estas montañas proporcionan un antídoto rural perfecto al bullicio de las grandes ciudades, ya que se caracteriza por pueblos sobre superficies onduladas y bosques de hayas y viñedos. A 25 kilómetros de Velika Gorica esta el pueblo de Lucelnica donde está la capilla de la Santa Trinidad (Kapela svetog Trojstva), construida en 1935 y que presume de tenés una torre de reloj y un interior pavimentado con roble.

Más al oeste nos encontramos con Gustelnica donde está la Capilla de San Antonio (Kapela svetog Antuna) que es una de las iglesias más interesantes de la región, con un pórtico de finales del siglo diecinueve sostenido por pilares de madera. Al sur nos topamos con la iglesia de San Juan Bautista (Crkva svetog Ivana Krtitelja) en Lukinie Brdo. Es una iglesia de principios del siglo veinte y es un tributo a la artesanía de los carpinteros de la zona con su protico de vigas tallado con remolinos arabescos. La capilla de San Jorge (Kapela svetog Jurja) en el pueblo de Lijevi Stefanki es una de las obras de arte en madera con uno de los aspectos más rústicos de la región.

Fue construida en 1677 y tiene un tejado cubierto por ondulaciones con un gallo de hierro encima. Es de reseñar que fue movida un cuarto de siglo más tarde por medio de rodillos hasta el lugar donde está actualmente. La capilla es tan pequeña que los muros se encajaron, pudiéndose así escuchar la misa los domingos por aquellos que no pueden entrar.

Etiquetas: