Este castillo que se encuentra en la ciudad de Sinaia, Rumania, es considerado por muchos uno de los castillos más hermosos de Europa. Teniendo en cuenta que Rumania se destaca por poseer muchos de los castillos más atractivos del mundo podríamos decir que estamos ante una de las obras arquitectónicas más apreciadas por el turismo internacional. Sin lugar a dudas la ciudad de Sinaia tiene como principal destino turístico las visitas a este castillo, que no son pocas ya que tanto el Castillo como la ciudad son de una belleza muy pintoresca. Al igual que muchos otros castillos del mundo, el Castillo de Peles combina varios estilos arquitectónicos, el dominante por supuesto es el estilo típico del Renacimiento Alemán, un estilo que combina perfectamente con todo el parque que podemos apreciar en la parte delantera de la fachada y el conjunto de árboles que se siñe sobre los contornos del castillo. La realidad es que esta belleza de Europa no solo es visitada regularmente desde muchas partes del mundo por el increíble paisaje que representa sino también por dos de las edificaciones que tiene a ambos lados: Pelisor y Foisor. Estas dos obras son museos que pueden ser visitados y recorridos por los turistas donde se pueden ver no solo objetos del castillo desde su construcción sino también muchos objetos que involucran a la familia Real de Rumania, quienes tienen completo dominio sobre la edificación que tuvo lugar en el año 1873 en manos del Rey Carol I. Este orgullo de Rumania cuenta en su interior con más de 160 habitaciones, nada tiene que envidiarle a las históricas construcciones de países como Inglaterra o España. Entre las habitaciones principales se destacan la Sala de Armería y el Gran Salón de Recepciones.