Angers es una ciudad francesa para disfrutar en un paseo, de sus colores y sonidos, ya que en cada esquina se respira una atmósfera única de una ciudad llena de facetas que solo el estilo francés puede ofrecer al visitante.

image

Como punto de partida podemos conocer el imponente castillo de Angers, rodeado de bellos jardines, para recorrer luego vecino centro de Anjou donde se puede disfrutar del vino en los viñedos del valle del Loira o simplemente degustar una muestra de vinos de Anjou y de Saumur.

Caminar por la calle Toussaint o la Rue des Antiquaires como suele apodarse, en donde los turistas encontraran tiendas de antigüedades y librerías de segunda mano en abundancia, que hacen las delicias de los apasionados en el tema y siempre hay gangas para obtener.

image

La plaza de Saint-Eloi es una encantadora plaza frente al Museo de Bellas Artes, donde la cultura y la relajación es una perfecta combinación y desde las cuatro esquinas de la plaza pueden disfrutar de la tranquila terraza que ofrece el Café des Orfèvres, desde donde se puede admirar "Por Adriano", la famosa cara del escultor Igor Mitoraj.

En la Rue Saint-Laud encontramos los manantiales de la vida al caer la noche, por lo que es el destino ideal para una velada inolvidable y sus muchos pubs, bares o clubes nocturnos los acogerán, en sus fiesta hasta altas horas de la madrugada.

image

Continuando un hermoso paseo por las calles adoquinadas del distrito Doutre, que se encuentra situado en el otro lado del río Maine, siendo un tranquilo distrito repleto de prestigiosas residencias privadas, casas de madera y elegantes restaurantes, que son dignos de conocer.

Imagen: 12-3

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,